lunes, 30 de enero de 2012

Como una promesa…

Qué dirías si te invitara a bailar la mirada?


Algo así me dijeron...





Y acepté el reto, claro.

Así mi mirada bailaba alrededor de Jaume.


Y no sólo mi mirada bailó, con ella lo hizo mi cuerpo… y mi corazón. :)



Imagen Jaume


Todo esto es lo que ocurre cuando participas en Workshop de fotografía infantil y marketing con los grandísimos Masyebra y Cruz. :D

http://www.anacruz.es/2012/01/workshop-de-fotografia-infantil-y-marketing-en-valencia/#more-4031






Después de esta inyección de energía, conocimientos, buen rollo y compañerismo (quién dijo que los fotógrafos no podemos compartir conocimientos? ^.^), sólo queda dejar que toda esa magia fluya.



.

1 comentario:

TRaMuNTaNa dijo...

Me gusta la expresión "bailar la mirada"

Aparte de lo que dices de la inyección de energía, conocimientos, buen rollo..., está la magia de cada uno y tu tienes mucha magia.
:)


facebook